Alumnos de Ayotzinapa se pasan de “valientes”

Los intolerantes piden tolerancia

Los estudiantes de la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa junto con el director del plantel “trasquilaron” al exdirector administrativo ¡en la calle! Fue en el pequeño poblado de Tixtla, Guerrero, en donde se ubica la institución. Resulta que nuestros “valientes” estudiantes decidieron que al no “compartir” su ideología merecía un castigo.

Los estudiantes aseguran por medio de redes sociales que los 134 trabajadores (profesores y administrativos) de Ayotzinapa se encuentran “en contubernio” con el Gobierno Federal para “detener” el movimiento de “Ayotzinapa”, pero ¿cuál? ¿El de robar camiones Costa Line, detener el paso en la caseta y amedrentar a la población, exigir pagos a los automovilistas para que puedan pasar, por una carretera federal?

Queridos “señores” estudiantes de Ayotzinapa, los millones de pesos que llegan a sus bolsillos por ser una de las mejores normales rurales de México, deben utilizarlos de una mejor forma, para conseguir los primeros lugares en los concursos universitarios y de investigación, para llenar de becas a sus estudiantes, para brindarles mejores herramientas de aprendizajes a docentes y alumnos, para ser mejores.

Ya basta de bardar por toda la ciudad o de querer vivir en la anarquía, abran las puertas de su magnífico e histórico recinto, demuestren a las autoridades la empatía que pueden llegar a tener con la comunidad.

¡Los trabajadores como ustedes, quieren lo mismo, que se acabe la violencia en el país y la injusticia! Pero no lo van a conseguir a través de más violencia.

Ustedes tienen la posibilidad de demostrar a Tixtla y a México, que son más que 43 estudiantes impunemente asesinados, que son una cuna de hombres ilustres y que por su mente pasan más cosas que esa “militarización” y “disidencia” que los separa de la comunidad, utilicen las armas de sus pensamientos, reformulen lo que está mal realizado, apoyen y exijan sin violencia a sus profesores, pero jamás, agredan a otra persona, nunca roben en nombre de la justicia o la “libertad y rebeldía” ni martiricen a los que trabajan por ustedes.

Así fue como los profesores piden a las autoridades que se detenga la masacre moral que viven, donde los estudiantes deciden quien si y quien no, puede impartir clases. Son una escuela no una extensión del mundo militar mexicanos, tan corrompido.

Así lo publicó Aristegui Noticias.

Debes leer:

¡Dejen de ver el celular mientras están con sus hijos!

¿Qué pasó realmente con el “abuelito abandonado”?

Hay empresas que hacen todo por satisfacer a sus clientes

www.alternativo.mx/2019/06/joao-maleck-marca-la-historia-de-unos-recien-casados

Tráiler se queda sin frenos en la México-Cuautla

Usuario ofende a asaltante; todo se sale de control

¿Qué pasó ese día en la guardería ABC?

CAA

 

Share

Deja un comentario