A 4 años del derrame minero hay 38 pueblos desolados en Sonora

Por Luz María Cázarez

Alternativo.mx / Abandonadas lucen las 38 comunidades que el 6 de agosto del 2014 sufrieron el derrame tóxico de la Mina Buenavista del Cobre, a las orillas de los ríos Bacanuchi y Sonora, y los pocos que quedan viven temerosos de padecer algún tipo de cáncer en el presente o futuro.

A cuatro años de la tragedia ocurrida tras romperse las piletas de almacenamiento de la minera filiar de Grupo México, especialistas señalan que los problemas dermatológicos entre los pobladores no es nada, “lo peor está por venir”, pues consumir agua contaminada con 500 toneladas vertidas a ambos ríos, mismas que recorrieron más de 200 kilómetros desde Cananea hasta la zona rural de Hermosillo.

La mayoría de los pobladores dejaron atrás propiedades y su trabajo para emigrar a Estados Unidos o a la capital sonorense, pero quienes se quedaron dicen padecer afecciones cardiovasculares, renales, oculares, respiratorias o de piel, aun cuando las autoridades aseguran que “no hay nada”, incluso el Fideicomiso del Río Sonora por 2 mil millones de pesos –para resarcir los daños de la contaminación— y donde activistas piden reeditar apoyos para las comunidades afectadas.

La historia sobre las afectaciones presentes y futuras por el derrame minero de hace cuatro años todavía no acaba.

Te puede interesar:

https://alternativo.mx/2018/08/sinaloa-llegan-10-mil-abanicos-combatir-calor/

Share

Deja un comentario