¡Vaya, por fin despertó!

Un punto de vista diferente e irreverente

Alternativo.mx / Editorial

Mas vale tarde que nunca

Después de un extenso letargo  y de que millones de ciudadanos le pedíamos a gritos al presidente Enrique Peña Nieto, que alzara la voz para defender la dignidad y la soberanía de nuestro país ante las agresiones de Donald Trump, alguien le dijo lo que tenía que hacer y ¡por fín despertó!

Y para no errar el mensaje y obtener el aval de la gente, quién le escribió el discurso tuvo a bien involucrar a los cuatro candidatos. Buen acierto político.

Lo cierto es que los mexicanos ya estamos cansados de las actitudes groseras, déspotas, racistas y denigrantes de Trump hacia México.

¡Como si él fuera muy distinguido!

 

Ni en la alberca te salvas

Se acabaron las vacaciones y el lunes a trabajar.

Muchos se fueron a descansar pero les aseguramos que aún así, no se salvaron de escuchar el bombardeo de spots publicitarios con que los candidatos, partidos políticos y el INE nos tienen aturdidos y atarantados cual mosca con trapazo.

Y pensar que en total van a ser 60 millones de apots tanto en radio, tv, internet y redes sociales, lo que nos tendremos que fumar.

¡Y pensar que ninguno dice algo interesante!

 

Manifiesto México

Como ya es costumbre la Coparmex Nacional alzó la voz y exigió en su Manifiesto México que los candidatos a la presidencia se comprometan a dar respuesta clara y concisa, no mentiras ni promesas falsas, a siete puntos que son fundamentales para que nuestro amado país, salga adelante.

El reto está puesto en la mesa, ahora esperaremos con paciencia a ver quién se avienta al ruedo, sin temor a ser golpeado y anteponiendo su verdadero interés por México.

¿Quién dice yo?

 

A salvar vidas

Con la aprobación por parte del Senado de la República a la obligatoriedad de que los mexicanos donen sus órganos al morir, se abre una esperanza para millones de mexicanos que están a la espera de un órgano que les proporcione una segunda oportunidad de vida.

Y pensar que todavía hay muchas personas incultas, inconscientes y egoístas que no desean donar, aún cuando ya hayan muerto.

Es una pena que en México no exista una cultura de donación.

¡Ojos que no ven, corazón que no siente!

 

Leave a Reply