Daño colateral: Dominicana vence a Cuba y México es eliminando

Por Fabricio Urías / Enviado Especial

Alternativo.mx / Guadalajara, Jal.- Bryan Evans salió en una noche de inspiración durante siete entradas y las Águilas Cibaeñas (República Dominicana) superaron a los Alazanes de Granma (Cuba), por pizarra de 7-1, en la conclusión de la jornada 4 de la Serie del Caribe Jalisco 2018.

Con este triunfo los quisqueyanos se quedaron con el último boleto para semifinal, al llegar a un récord de 2-1 en juegos ganados y perdidos, misma cifra del conjunto cubano.

El daño colateral se hizo efectivo cuando los Tomateros de Culiacán (México) quedaron fuera de cualquier posibilidad de avanzar a la siguiente fase, teniendo su último encuentro este martes al enfrentar precisamente a las Águilas Cibaeñas, en lo que será su despedida del Estadio de Beisbol de Charros dentro del “clásico caribeño”.

México hasta antes de la noche de ayer ocupaba una derrota de Dominicana y que hoy México los venciera para así aspirar a la siguiente fase por dominio sobre el rival.

Bryan Evans (1.29) llevó al triunfo a la República Dominicana después de lanzar siete entradas, tolerando cinco hits, para una sola carrera, no regaló base por bolas y a cambio, retiró en ocho ocasiones a sus rivales por la vía del “chocolate”.

Enseguida relevaron por los cibaeños, Wirfin Obispo y Juan Grullón, el cual concluyó el juego para los vencedores.

La derrota fue para Vladimir Baños (0-1, 3.00), abridor de Cuba, al lanzar tres episodios, en los cuales recibió cuatro imparables, además de otorgar dos pasaportes, con una anotación a su cuenta, entre tanto recetó cuatro ponches.

Después lanzaron del lado de los cubanos, Yoalkis Cruz, Yanier González y Luis Ángel Gómez, quien terminó la labor sobre el montículo.

Los dominicanos en el mismo primer rollo tomarían la delantera definitiva, cuando Junior Lake negoció transferencia, luego se robó la segunda base, y enseguida llegó al pentágono con doblete de Edwin Espinal, para que el conjunto del Cibao se fuera adelante por 1-0.

En la quinta, Dominicana aumentó 3-0, Junior Lake disparó jonrón con Abiatal Avelino a bordo, quien antes había conectado doblete, dentro de la historia el cuadrangular de Lake fue catalogado como el número 1000 dentro de los clásicos caribeños.

Cuba descontó una carrera en el sexto capítulo, gracias al bambinazo a cargo de Roel Santos, moviendo los cartones en 3-1.

El juego quedó sentenciado en la séptima entrada, donde República Dominicana logró cosechar un racimo de cuatro anotaciones.

La voz de ataque la lanzó Juan Pérez con doblete, quien después pisó la goma con sencillo de Edwin Espinal, éste avanzó enseguida a la antesala con imparable de Christian Bethancourt, anotando con hit de Ronny Rodríguez.

Continuó Luis Valenzuela con triple, con el cual Bethancourt y Rodríguez timbraron la registradora, y así las cifras se cerraron por 7-1.

Leave a Reply